domingo, 22 de febrero de 2015

Cerca de las estrellas

Mi padre tenía un Renault 9. Sólo recuerdo el color gris del coche y la música que sonaba adentro. Oscilaba entre Queen y lo más variopinto de la música de los setenta. Entre todas las melodías, no sé por qué, recuerdo especialmente este Cerca de las estrellas de los Pekenikes, que me sigue pareciendo fabuloso hoy día. La música, desde luego, no parece del grupo, ni siquiera de este mundo, es de esas canciones que resultan inconcebibles, magníficas.

Hace poco me visitaron mis padres y la puse a todo volumen.

-Ya no se hace música como esta -decían.

-Ya no se hace nada como entonces -casi repetí yo, como si supiera algo de antes, como si la música existiera antes de ese momento.